“Nuevas especulaciones sobre el fin: ¿2011 o 2012?” Tomo VII: 145-153
Por:  Dr. Donald T. Moore

            Ha pasado sólo una década desde el último susto en cuanto a las predicciones del fin, y de otros sucesos apocalípticos o cataclísmicos escatológicos que iban a ocurrir.[1] Ahora salen a la luz nuevas predicciones que señalan las fechas de 2011 y 2012, y otras especulaciones sin precisar exactamente cuándo. [2] Pero siglos antes de los actuales vaticinios del fin del mundo y del juicio final, otros religiosos predijeron el fin, la Segunda Venida de Cristo y el rapto de la iglesia, pero siempre se equivocaron. Ejemplos de esto lo son los Testigos de Jehová y los adventistas de William Miller y sus sucesores, a mediados del Siglo XIX y después.[3] Las especulaciones sobre el desenlace del fin también aparecen en religiones no cristianas.[4]

Los chiíes y el duodécimo Imán

            Los musulmanes chiíes se refieren a la facción del califa Alí ibn Abi Talib, el fundador de esta religión que predomina en Irán, Irak, el Líbano y Bahréin. Los Duodecimanos, que agrupan la mayoría de los chiíes y componen la segunda división más grande del Islam, reconocen doce Imanes en su historia, el duodécimo y último de los cuales desapareció en el Siglo IX d.C. Se encuadran en tres grandes grupos: los imamíes, los duodecimanos y los ismailíes. Se diferencian ante todo de los sunníes, quienes reconocen la autoridad de los tres primeros califas como transmisores de la tradición islámica.[5] En contraste, los “duodecimanos reconocen a los doce descendientes carnales de Mahoma, que eran doce imanes, los únicos capaces de llegar a una comprensión profunda del Corán,” pues sólo ellos estaban “capacitados para comprender el significado más profundo” de ese libro sagrado.[6]

            A diferencia de los sunní, los chiíes creen que a Mahoma le sucedió otro líder con carisma, Alí. Como el único legítimo sucesor de Mahoma, él transmitió su liderato como imán a sus descendientes, los verdaderos imanes. De hecho, se cree que varios miembros de la familia de Alí recibieron profecías inspiradas de Alá. Aún más, dicen que Alí recibió mensajes secretos de Mahoma, los cuales él transmitió a uno o más de sus herederos espirituales. Se alega que dichos mensajes clarificaron pasajes misteriosos del Corán, de manera que sólo con la ayuda de Alí y sus herederos era posible conocer su significado pleno. Éstos son los intérpretes infalibles del Corán, pues sus corazones y mentes fueron iluminados por la misma luz que guió al Profeta. Como Mahoma, pudieron ascender a la presencia de Alá e interpretar el Corán tal como Dios mismo lo interpretaba. Además, únicamente los hombres que reconocen a estos imanes y sus roles en la revelación son musulmanes verdaderos, los que se someten a la voluntad de Alá. Algunos chiíes aun creen que los eruditos sunníes suprimieron no sólo los derechos políticos de los doce imanes, sino también cambiaron los textos del Corán que hacían alusiones a Alí y su familia, modificando así el mismo texto del sagrado Corán.[7]

            Aunque miembros de la sucesión de los doce imanes no han tratado de establecer la autoridad política que legítimamente les pertenecía, los chiíes insisten que en el futuro el reclamo de la casa de Alí será vindicado por completo mediante la intervención de Alá. Ocurrirá en la historia humana, sólo después de un largo período de educación espiritual de los musulmanes nominales. Antes del cumplimiento de la promesa tocante al Madi (el “bien guiado”), habrá muchas pruebas terribles para quienes aman y siguen a los imanes genuinos. Estos divinamente iluminados líderes pueden optar por evitar una revuelta para proteger a sus seguidores y, tal vez en ocasiones, adoptan una política aceptable para la mayoría de los musulmanes nominales. Mientras tanto, los musulmanes verdaderos tienen la bendición de ser capaces de amar a su Imán, servirle y buscar su intercesión y dirección. Comoquiera tienen la seguridad del triunfo final de la Verdad. Tal certeza les comunica la esperanza de la vida eterna, un beneficio de mucho más peso que un cambio político.[8]

            El Imán duodécimo, Mohamed al-Muntazar[9] (“el esperado”), alegadamente desapareció al entrar en una cueva en el interior de la gran Mesquita Samarra, pues desapareció misteriosamente, escondido en la voluntad de Dios (en 874 d.C.). Se esfumó así “en 874 siendo aún niño, y para los chiíes sigue ‘oculto’ .... Del 873 – el año de la muerte del undécimo imán – al 939, cuatro ‘mediadores’ afirmaron haber estado en contacto con el duodécimo Imán y haber cumplido sus instrucciones en su lugar. Cuando al final de los tiempos aparezca el (duodécimo) Imán el Mahdi, restaurará la justicia como un Mesías.”[10] Aunque no había dejado herederos, durante los subsiguientes sesenta años se les seguía apareciendo a una serie de intermediarios escogidos a través de los cuales comunicaba su dirección a la comunidad. En 941 d.C. “el Imán entró en un estado de más ocultación, y por un tiempo, no existía ningún canal para transmitir su dirección e iluminación. Se afirma que Alá lo escondió de los seres humanos y prolongó su vida de forma milagrosa.

Durante el largo período de ocultación, antes del regreso del imán de su escondite, los fuqaha (eruditos religiosos) proveerán dirección para el pueblo en cuanto a la ley y doctrina.”[11] No obstante, se cree que un día regresará y llenará “la tierra con equidad, tal como ahora está llena de iniquidad.”[12] Cabe recalcar que creen que este duodécimo Imán sigue viviendo aún hasta el día de hoy en un estado oculto o escondido. Un día volverá como el Mahdi e inaugurará un período de justicia antes del juicio final. Cuando sea manifestado al mundo entero, vendrá como el Mahdi profetizado para establecer los derechos del linaje sagrado de los imanes, y fundará otra edad de oro, en la cual se unirán la sabiduría y la bondad perfectas con el poder universal invencible.[13]

            Mientras tanto, a pesar de la prolongada ocultación del Imán, el pueblo no se ha quedado sin un guía personal activo, porque el último Imán ilumina y guía los estudios y meditaciones de los eruditos religiosos de los duodecimanos, y puede intervenir en las vidas de sus seguidores que esperan su regreso[14] y aman a los mártires santos de la casa de Alí, o sea, los primeros once imanes que fueron asesinados. No obstante, creen que sus muertes no fueron en vano, porque sacrificaron sus vidas a favor de la humanidad, y aquellos que los aman se pueden beneficiar de la expiación que ellos lograron.[15]

            Toda la teología musulmana cree en un regreso de Jesús y de Mahoma. Según la misma, “cuando Cristo vuelva, se casará, tendrá hijos, destruirá todas las cruces y los puercos, negará su propia crucifixión, su deidad y la Trinidad; luego morirá. Los chiíes de Irán, sin embargo, creen que el Imán duodécimo, el Mahdi, fue quitado por Dios a la edad de cuatro o cinco años .... y está en un estado milagroso de ocultación.... Después de mucho conflicto y guerra, reaparecerá con Cristo. El regreso de Cristo y el regreso del Mahdi son muy estrechos en su concepto.”[16] De hecho, uno de sus credos afirma que cuando el Mahdi aparezca, Jesús, hijo de María, descenderá a la tierra y orará detrás de él.[17]

            En enero de 2007 la radio oficial iraní completó una larga serie de programas acerca de la aparición inminente de una figura apocalíptica mesiánica, un descendiente directo de Mahoma, que derrotaría a los enemigos de los iraníes e impondría la dominación chiíta sobre todo el mundo. Aun especuló sobre determinadas fechas para la revelación del Mahdi, y alentaba al pueblo a esperar los milagros de ese “Mesías” próximo a llegar como salvador. Su llegada relegaría a toda la civilización liberal democrática a los museos de la historia. Para los musulmanes las bajas y las altas de la historia son sólo tiempos de espera para la feliz redención que significará la solución de los problemas de la humanidad con la llegada del salvador al final de los tiempos. La espera los inspira a actividad y entusiasmo para confrontar la oscuridad y opresión. Con la repentina llegada de Madhi en Meca: la paz, la justicia y la seguridad vencerán toda opresión y engaño, y se establecerá un gobierno global, el más perfecto jamás soñado. A pesar de que nadie sabe el día, los chiíes aún sugieren posibles fechas en el calendario musulmán. El Madi dirigirá las batallas cataclísmicas contra un descendiente del archienemigo de Mohamed en ciudades como Kufa y Najaf y, finalmente, con su destrucción de Jerusalén.

             “Otro bello momento” de la llegada del salvador será el descenso del Profeta Jesús desde el cielo. “Hazrat Mahdi” lo recibirá cortésmente, y le pedirá que los guíe en los rezos, pero Jesús le responderá, “Tú eres más calificado que yo para hacerlo.” La radio cita el libro de Tazkarat ol-Olia, que dice que “el Mahdi vendrá con Jesús, hijo de María, acompañándolo.” Eso significa que los dos grandes hombres se complementan uno al otro. El Imán Mahdi será el líder, mientras que el Profeta Jesús actuará como su teniente en la lucha contra la opresión y el establecimiento de la justicia en el mundo. Aun Jesús mismo dará las buenas noticias de la venida del último mensajero de Alá y verá materializarse los ideales de Mahoma en el tiempo de Mahdi.[18]

            En la Navidad del 2006, en un saludo a los cristianos del mundo, el presidente iraní Mahmud Ahmadineyad anunció que esperaba ver a ambos, Jesús y Mahdi, volver y eliminar toda opresión. Hizo, además, una pregunta a los cristianos acerca de qué haría Jesús si estuviera presente en el mundo hoy. ¿Favorecería a los poderes opresivos que residen en países cristianos o, los destruiría? O sea, ¿quiénes lo seguirían y quiénes lo confrontarían?

            La preocupación mística de Ahmadineyad acerca de la venida del Madhi aumenta las preocupaciones de que una República Islámica armada pudiera ser el gatillo para causar una conflagración que él tiene como ensueño para la última etapa del fin del mundo. De hecho, ha discutido con un Ayatola en Teherán una extraña experiencia paranormal mientras se dirigía a las Naciones Unidas en Nueva York. Pues confesó sentirse bañado en una luz del cielo durante todo su mensaje, y uno de sus ayudantes también lo presenció y le dijo: “Cuando usted comenzó con las palabras ‘en el nombre de Alá,’ yo vi una luz llegar, le rodeó y le protegió hasta el fin.” Aún más, Ahmadineyad agregó que: Uno “de nuestro grupo me dijo que cuando comencé a decir ‘Bismillah Mahoma,’ vio una luz verde que me rodeaba, y se me colocó adentro de esa aura, pues yo mismo lo sentí. Sentí que de repente el ambiente cambiara, y durante los 27 ó 28 minutos, de todos los líderes del mundo, ninguno parpadeó. Y cuando yo digo que no movió ni siquiera un párpado, yo no estoy exagerando. Estaban mirando como que una mano los aguantaba allí, y acababan de abrir sus ojos – ¡Alhamdulillah!”

            Esta visión de Ahmadineyad en las Naciones Unidas nos recuerda de forma alarmante las afirmaciones que él ha hecho acerca de su rol personal en facilitar el regreso del mesías chií. Contempla que su misión principal es “allanar el sendero para la reaparición gloriosa del Imán Mahdi.” Puesto que se cree que el Imán duodécimo volverá a la tierra por siete años, antes de iniciar el juicio final y el fin del mundo, Ahmadineyad está animando a los iraníes a prepararse para la venida del Madhi por medio de una transformación del país, a una sociedad islámica poderosa y avanzada que evita la corrupción y los excesos del Occidente.[19]

            Muchos creen que Ahmadineyad quiere fomentar un conflicto violento para obligar el regreso del Mahdi lo antes posible.[20] Una razón significativa por la cual el presidente iraní “aparenta no tener miedo de una guerra es que el martirio es una parte integral” de las creencias de los chiíes, “porque el martirio del nieto de Mahoma Husayn es la piedra angular del chiísmo. Comenzando una guerra importante, especialmente una involucrando ‘el Gran Satanás” o Estados Unidos, según cree Ahmadineyad, ayudaría a hacer volver al Mahdi. El 16 de noviembre de 2005 en un mensaje en Teherán declaró: “La misión principal de nuestra revolución es allanar el camino para la reaparición gloriosa del Imán Mahdi. Que Alá apresure su reaparición.”[21]

            Debido a todo esto, se ha discutido ampliamente el rol de Irán y de Ahmadineyad en el regreso del Mesías. Algunos aun quieren saber qué es lo que tienen que hacer para recibir esta salvación global. Aun se dice, “La hora no está clara, pero las condiciones son más específicas. Hay un dicho que reza: ‘Cuando los discípulos están listos, el maestro llegará.’”

            Para el cristiano que conoce bien el discurso del monte de los Olivos en Mateo 24-25, todo esto parece ser un complot o invento satánico para llevar a millones a la perdición, pues se quiere minimizar la importancia de la venida y la autoridad del único Hijo de Dios con herejías inventadas por visionarios humanos. Además, si Ahmadineyad se cree el precursor o el catalítico, como lo fue Juan el Bautista para Jesús, obviamente eso alienta aún más su arrogancia y su atrevimiento a actuar sin un análisis racional realista de las consecuencias de la posesión y posible uso de armamentos nucleares.

            ¿Es el Madhi superior a Cristo? ¿Fue él el Hijo de Dios? No, y tampoco reclamó serlo, pues fue el hijo de otros seres humanos, descendientes de Mahoma. ¿Hizo milagros en vida? No, y tampoco reclamó hacerlos. ¿Fue él el príncipe de paz y justicia? No, y no reclamó serlo tampoco. ¿Fue su sacrificio superior al de Jesucristo? No, y tampoco reclamó que lo fuera.

            El libro de Hebreos presenta una serie de comparaciones y contrastes que demuestra que Jesucristo es superior a todo gran líder espiritual (He 13), a todos los profetas, ángeles (He 1 al 2:4), sumos sacerdotes (He 3:7 al 4:13), inclusive a Aarón y su sacerdocio (He 5, 6, 7), y todo ser humano. Fue superior, en parte, porque cumplió muchas promesas y profecías en su vida y muerte. Asimismo, su sangre expiatoria es superior a la de otros sacrificios, sean animales o seres humanos, y su muerte redentora en la cruz fue superior a cualquier otro sacrificio o martirio de cualquier religioso. Por otra parte, su superioridad se debe al Nuevo Pacto que Jesús estableció en el Monte Sión, porque es superior a los pactos de otras religiones legalistas y ritualistas, pues el suyo provee para el alma (He 6:19) una ancla superior y un descanso superior (He 3:7 al 4:13). En adición, provee una esperanza superior para nuestra resurrección de la muerte, ya que como Salvador, murió y resucitó de entre los muertos, dejando su tumba vacía, ascendió a la misma presencia de Dios, su Padre celestial, donde mora continuamente para interceder eternamente como nuestro fiel y amoroso abogado y buen pastor.

            Y cuando venga al final de los tiempos, nos llevará consigo para que estemos con Él por toda la eternidad. Tampoco tiene la necesidad de un “teniente” que le acompañe. Será, como Pablo lo dice: “cada uno en el orden que le corresponde: Cristo en primer lugar; después, cuando Cristo vuelva, los que son suyos. Entonces vendrá el fin, cuando Cristo derrote a todos los señoríos, las autoridades y los poderes, y entregue el reino al Dios y Padre. Porque Cristo tiene que reinar hasta que todos sus enemigos estén puestos debajo de sus pies; y el último enemigo que será derrotado es la muerte. Porque Dios lo ha sometido todo debajo de sus pies. Pero cuando dice que todo le ha quedado sometido, es claro que esto no incluye a Dios mismo, ya que es él quien le sometió todas las cosas. Y cuando todo haya quedado sometido a Cristo, entonces Cristo mismo, que es el Hijo, se someterá a Dios que es quien sometió a él todas las cosas. Así, Dios será todo en todo” (1 Co 15:23-28 – VP).

¿Llegará el día de juicio en 2011?

            A finales del año 2009 se me entregó un tratado publicado por “Family Radio” anunciando el día del juicio para el 21 de mayo del 2011.[22]  Entre otras cosas, se afirma que el “Dios Santo y misericordioso nos ha dado a conocer con anticipación la destrucción” de este mundo, aun especificó “la fecha exacta del Día del Juicio.” Después de citar unos versículos bíblicos, se concluye que en los tiempos de Noé en el año 4990 a.C. “Dios envió un diluvio y destruyó toda la tierra” menos ocho personas y algunos animales que se salvaron en el arca. Luego, el tratado une 2 Pedro 3:8 con Génesis 7:4 y 7:10-11 y concluye que un día equivale a 1,000 años,[23] y que los siete días de Génesis 7:4 “pueden considerarse 7,000 años,” porque al dar a Noé siete días, estaba informando al mundo que habría exactamente 7,000 años para escapar a la ira de Dios, la cual “vendrá cuando Él destruya el mundo en el Día del Juicio.” Cuando sumamos 4990 a 2011, llegamos a 7,001. Pero tenemos que restar un año, porque no fue incorporado el año cero en nuestro calendario cuando se hizo la división de antes y después de Cristo. Así la matemática nos lleva al año 2011 d.C. Por eso, Radio Familia concluye sus cálculos de la fecha determinada por Dios en la Biblia, diciendo: “la Biblia nos ha dado evidencia absoluta de que en el año 2011 tendrá lugar el fin del mundo durante el Día del Juicio y en el último día del Día del Juicio.”[24] De la misma manera que comenzó el diluvio “el día 17 del segundo mes en el año 4990 a.C., así será el 21 de mayo del 2011, pues se trata del día 17 del segundo mes del calendario bíblico de la época actual.” El tratado afirma que el 21 de mayo de 2011 es “muy exacta” como “la fecha para el Día del Juicio.”[25] No obstante, insiste que comoquiera Dios es misericordioso, como lo fue en los días de Jonás, y se espera que se arrepientan aproximadamente “200 millones de personas” o tres por ciento de la población actual. Éstas “serán raptadas y llevadas al Cielo” debido a “la gran compasión” de Dios. Finaliza el tratado apelando al lector a que se arrepienta.

            ¿Quién tiene a su cargo la Radio Familia? En 1958 Harold Camping compró una red de emisoras de radio la cual llamó oficialmente Family Stations, Inc. o Family Radio. Tenía la intensión de transmitir el evangelio cristiano por todo el mundo, pero para 1962 comenzó a señalar sus fechas exclusivas para la creación del mundo y otros sucesos bíblicos. Debido a su predicción del fin del mundo en el 1994, seis años antes la Iglesia Reformada Cristiana le canceló las clases que enseñaba. Por eso, Camping abandonó esa iglesia y fundó el Compañerismo Bíblico de Alameda en California. Cuatro años más tarde publicó el libro ¿1994? en el cual enseñó que el período de tribulación comenzó en 1988 y que iba a durar 23 años, terminando así en 2011.

            No obstante, más tarde Camping volvió a cambiar el año de la tribulación, indicando que Dios la terminaría en 1994, pero no fue del todo dogmático acerca de esa fecha. Así cuando el mundo no terminó en 1994 como predijo, seguía aferrado a las tres fechas como las del tiempo del fin. Luego, en 2002 volvió a señalar el año 1994 como el fin, pero esta vez el fin oficial de la edad de la iglesia, pues Satanás tomó control completo de todas las iglesias, y a partir de ese año nadie se salvaría en los ministerios eclesiásticos. No obstante, tres años más tarde volvió otra vez a cambiar la fecha del fin de la edad de la iglesia a 1988, y también señaló de nuevo el año 2011 como el “probable fin del mundo.”

            Cabe señalar que la mayoría de las creencias de Camping tienen alguna base bíblica, pues afirma la completa deidad de Jesucristo, su nacimiento virginal, la muerte sustitutiva de Cristo, la divina Trinidad y la autoridad completa de la Biblia. No obstante, algunas de esas doctrinas tienen ciertos matices aberrantes.[26]

            Es obvio, por lo que se ha dicho, que Camping se contradice a sí mismo, a veces alegando su autoridad como Dios y/o la Biblia, pero a la vez indicando que las fechas no eran infalibles, sino sólo probables. Eso pone de manifiesto su dilema: o, sus enseñanzas son de Dios, o no lo son. Ya falló en una predicción de la fecha de 1994; ¿cómo, entonces, podría uno confiar en su predicción de 2011? Ya ha probado ser un falso profeta, aunque no reclamó dicho título. La Biblia hace claro de que quienes profetizan cosas que no se cumplen, eso mismo demuestra que Dios no está guiando a ese profeta. Por ende, el pueblo de Dios no debe tener miedo o seguir sus especulaciones y adivinanzas (Dt 18:18-22; Jer 28:9).[27] Después de todo, Cristo enseñó repetidamente en Mateo 24 y 25 que nadie sabía la fecha de su venida. Sólo el Dios soberano y omnisciente la sabe.

            Cabe señalar, finalmente, que las especulaciones de Camping se parecen a las de los Testigos de Jehová al asignar una fecha equivocada para un suceso histórico como punto de partida y, luego, al escoger una fecha equivocada como el punto de partida, la conclusión no puede menos que ser una equivocación también.

¿Qué pasará en 2012?[28]

Los grandes cambios que ocurrirán en 2012 según “Jesucristo Hombre”

            Según el anuncio por autoridades del Ministerio Internacional Creciendo en Gracia (CEG), en julio del año 2010, habrían grandes cambios. Insistían que no sería el fin del mundo como algunos creen; tampoco vendría Cristo en una nube como algunos suelen decir de Jesús de Nazaret, sino todo sería “un espectáculo mundial” que se daría “en un abrir y cerrar de ojos.” Su fundador y máximo dirigente José Luis de Jesús Miranda (JLJM) sería transformado “en un ser inmortal,” luciría “un cuerpo perfecto” y más joven, pues sería cambiado de un mortal a un ser glorificado. Siendo mortal no fue “vestido de inmortalidad e incorrupción, tal y como lo experimentó Jesús de Nazaret.” Pero su nuevo cuerpo seguiría visible, aunque no padecería “más de enfermedades,” y no moriría, pero comería y dormiría si hubiese querido. Como cuerpo perfecto y eterno, no tendría debilidades, pero no pasaría así para “los que no son seguidores del Jesucristo Hombre,” pues continuarían “padeciendo de enfermedades, de hambre y problemas.” [29]

            Aunque no todas las congregaciones de CEG serían transformadas, además del “Jesucristo hombre,” unos 144,000 de sus seguidores[30] “gozarían “también del privilegio de esta transformación que ocurriría ante los ojos de todo el mundo.” Sólo se reveló el nombre de uno de “los privilegiados de esta transformación,” el cual es el obispo Omar Ortiz de 27 años, del ministerio de CEG en la República Dominicana.

            Además, en el 2012 JLJM se convertirá en el “Gobernador” de todas las naciones del mundo. Su transformación “traerá al verdadero Rey de Reyes y Señor de Señores,” o sea, el fundador de CEG “traerá al mundo un gobierno dictatorial, donde ‘se hará lo que él diga.’”[31]

            También en ese año, la misma “naturaleza cambiará con este nuevo gobierno. La tierra no será más azotada por fenómenos de destrucción como huracanes, terremotos” y tormentas, pues los mismos, en la actualidad, “ocurren con frecuencia en este nuevo milenio como señal de lo que ocurrirá en 2012. O sea, los sucesos naturales son “síntomas de un evento que está por manifestarse, la creación está gimiendo por ese cambio,” pues los terremotos en  “Haití y Chile fueron tan sólo un ejemplo de lo que se avecina durante este periodo de juicio. La Tierra gime ya, que la generación de hoy ha vituperado y rechazado a Jesucristo Hombre teniendo en poco Su Venida.” Cabe señalar también que es importante darnos cuenta que el comunicado de prensa se contradice, porque contrario a lo que se dijo antes, al final se destaca que el planeta “seguirá ‘padeciendo terremotos, hambrunas y guerras que se predicen’ en la Biblia.”[32]

            Asimismo, alega que todos estos cambios y manifestaciones marcarán “el fin del mundo religioso,” el cual no ha funcionado bien. Será el fin de las religiones; todas desaparecerán, incluyendo la Católica Romana, que será sentenciada por las atrocidades cometidas por el Vaticano, institución “que se ha expuesto al engaño, la corrupción y los crímenes más repugnantes que el mundo enfrenta.” Su clero vestido de sotanas ha “abusado de miles de personas, en su mayoría niños.” Esos crímenes pasan ya de los “65 millones” y, según Omar Ortiz, el joven obispo que el fin del Vaticano se acerca, “ya que Jesucristo Hombre se transformará en 2012,” aunque no se sabe cómo “la Gran Ramera” o “la Gran Babilonia” será destruida, una profecía bíblica habla de que será “consumida en llamas” o “destrozada por fuego.”[33]

            ¿Por qué todo esto ha de ocurrir en el 2012? Ortiz puntualizó que una de las razones es que el 22 de abril de ese año, JLJM cumplirá los 66 años de edad. Otra razón es que el día “1ro. de julio se cumplirá el periodo de 42 meses,” en el cual “el predicador habrá estado evangelizando a través de la televisión, ya que muchos países le prohibieron la entrada.” Por eso, dejó de viajar en diciembre de 2008, y se ha dedicado a grabar sus mensajes que han sido trasmitidos por su red de emisoras televisivas. Fue en ese mes que iniciaron los 42 meses que culminan el primero de julio de 2012.

            Concluimos, con la misma conclusión de un artículo anterior acerca de JLJM y esta secta: “CEG no acepta todo el evangelio de Dios, sino promueve uno incompleto y diferente. Sólo acepta parte de la autoridad bíblica, pues alega que sólo las 14 cartas paulinas son inspiradas, y eso incluye Hebreos. Además, JLJM ‘añade a los escritos’ paulinos sus propias interpretaciones, explicaciones, definiciones, revelaciones y visiones de los ángeles. Reclama tener ‘la mente de Cristo’ desde 1973. Tiene una fuerte influencia de la Superfé en cuanto a la prosperidad, salud, confesión positiva y su manera de interpretar la Biblia.[34] En fin, no presenta el evangelio genuino y completo de Pablo, pues añade, interpreta, tuerce y pasa por alto pasajes bíblicos claves y muy importantes de la fe cristiana. Considera a los otros apóstoles, especialmente los once, como los principales enemigos del evangelio y diseminadores de falsas doctrinas y, para robar ovejas de diferentes iglesias, ataca e invita a los pentecostales, evangélicos, protestantes y católicos a unirse a la ‘única iglesia verdadera’ en el día de hoy, y a la cobertura del apóstol, sucesor de Pablo,”[35] y “Jesucristo Hombre.”

Las predicciones de los Maya y 2012

            En el 2009 el canal de la historia transmitió varios programas sobre el “Apocalypse” y el fin del mundo. Los vinculó con las predicciones de Nostradamus, los supuestos códigos ocultos en la Biblia y el año 2012 como el final de nuestra era. Este último enfocó la interpretación de unos exponentes de las creencias de la Nueva Era[36] sobre el calendario de los Maya. Evidentemente, el comercialismo fue el móvil para la serie más bien que la aceptación de parte del canal de uno u otro de los tres enfoques.[37]

            Los promotores[38] de la fecha del 21 de diciembre de 2012 reclaman basar sus interpretaciones en el renombrado calendario de los Maya, los pueblos indígenas de las Américas que habitaron lugares en América Central, tales como Guatemala, Belize, la península de Yucatán en México, y las regiones occidentales de Honduras y El Salvador. Su calendario siguió acertadamente los movimientos del sol y las constelaciones por miles de años. Según una interpretación del calendario, el ciclo actual del mundo, la edad del Jaguar, comenzó el 13 de agosto de 3114 a.C., y terminará el 21 de diciembre de 2012. Al terminar este ciclo del calendario, la nueva era comenzará.[39]

            Cuando los entusiastas de la Nueva Era visualizan el período clásico de la civilización Maya como un ejemplo del pensar holístico, consciencia de los ciclos, en sintonía con la naturaleza y la iluminación, escogieron un pobre ejemplo. Es cierto que ese período entre los años 250 y 800 d.C. fue un tiempo de logros significativos, tales como el calendario astronómico con sus largos períodos de tiempos acertados, su matemática avanzada, sus hieroglíficos y sus masivos edificios públicos que han sobrevivido hasta el día de hoy, aunque ciertos de sus logros como el calendario y el uso del cero en su matemática parecen ser heredados de los Olmec, otro pueblo del sur central de México entre 1400 a.C. y 400 a.C.[40]

            Un historiador comentó sobre la filosofía del tiempo cíclico de los Maya: “Ningún otro pueblo en la historia fue tan obsesionado con el paso del tiempo, y laboraron sin descanso por entender sus misterios y controlar sus influencias aterradoras.... Para los Maya, el tiempo nunca fue simplemente un medio abstracto de poner los sucesos en una secuencia ordenada. Lo visualizaron como un fenómeno sobrenatural que involucraba las fuerzas omnipotentes de la creación y destrucción, y todos sus aspectos fueron influenciados directamente por los dioses, que para ellos, fueron o benévolos o malvados.” Además, su creencia en la repetición cíclica de los sucesos les inculcó un énfasis fuerte en la adivinación y la astrología. También su marco de tiempo se extendía atrás desde 90 millones hasta 400 millones de años.[41]

            El calendario Maya es mucho más acertado que el Juliano y el Gregoriano usados en la historia del Occidente. Un problema en su interpretación, sin embargo, es que nadie sabe con certeza el significado que ellos asignaron al “año cero.” Notablemente, las ciudades antiguas Mayas fueron dominadas por pirámides dedicadas a la adoración de sus dioses, siendo construidas con una orientación alineada al movimiento de los cuerpos celestiales; un ejemplo lo es la de Chichén Itzá dedicada al dios Kukulcán. Aun los gobernantes Mayas fueron tratados como dioses de las ciudades-estados, en las cuales dominaba una clase rígida de poderosos sacerdotes y nobles que conservaban sus inscripciones. La gente común y corriente les servía como obreros o esclavos en sus construcciones y su agricultura. Además, con fines estéticos deformaron diferentes partes del cuerpo humano. A pesar de su detallado conocimiento de los cuerpos celestiales, nunca conceptuaron la rueda o un arco verdadero, y nunca aprovecharon de la fuerza de algún animal doméstico para el transporte o lo usaron en la agricultura para arar o llevar cargas pesadas. Para construir todos sus templos usaron herramientas de piedra y madera manejadas por el poder de los músculos humanos y el sudor de los peones.[42]

            Evidentemente, el colapso de su civilización se debía a una variedad de factores, inclusive la sobrepoblación, las guerras entre los Mayas, las revueltas de los peones y otros. Cuando llegaron los conquistadores españoles, los dominaron por la fuerza, pero comoquiera los Maya han resistido la asimilación hasta el día de hoy.[43]

            Otro aspecto negativo de la cultura Maya tiene que ver con su religión en la cual practicaban el sacrificio humano, la auto-mutilación y usaban drogas psicodélicas. Igual a los Aztecas y los Inca, la religión tradicional unió el sacrificio humano con la sangría del cuerpo. Sobre los altares en las plataformas encima de las pirámides extraían los corazones todavía palpitantes de sus victimas y los colocaban en los receptáculos de los ídolos de piedra, cuyas caras habían sido ungidas con su sangre. Luego, los cadáveres eran arrojados por los escalones para abajo, donde los sacerdotes esperaban para despellejarlos y danzar en sus pieles. Después los espectadores comían el resto de esos cadáveres, reservando las manos y los pies para los sacerdotes que oficiaban. Las víctimas, normalmente, fueron prisioneros de guerra, esclavos, huérfanos o hijos ilegítimos, pero también sacrificaron animales, aves e insectos.[44] En Chichén Itzá en Yucatán, otras víctimas humanas fueron sacrificadas para preservar el agua. Tiraban los cadáveres a un hondo pozo natural (cenote).

            Igual a los Aztecas, practicaban también la auto-mutilación durante sus rituales. Usaban agujas o aguijones de una raya para perforar las orejas, lenguas, mejillas, los labios o los genitales para sacar sangre. Después desparramaban la sangre sobre los ídolos de los dioses, los cuales tenían un gran apetito por la sangre, y la aristocracia los complacía inventando técnicas para torturar  a sus víctimas; incluyendo el halar los dedos de las manos fuera de sus coyunturas, sacar sus dientes, quitar la quijada de abajo, cortar los labios y los puntos de los dedos, sacar las uñas de los dedos de las manos y atravesar los labios con alfileres.[45]

            Una tercera práctica religiosa fue el uso de las sustancias psicodélicas para ganar acceso a los dioses. La clase aristocrática usaba sustancias tales como fumar cigarros, aprovechándose del tabaco silvestre con su poderoso narcótico, bebidas intoxicantes y plantas alucinógenas. También usaba enemas para insertar poderosas sustancias narcóticas en su cuerpo para inducir trances.[46]

            Finalmente, Penn destaca tres razones para rechazar las interpretaciones de las profecías de los Maya conforme a los de la Nueva Era. Primero, los intérpretes no son confiables guías espirituales,[47] pues son “nubes sin agua, llevadas de acá para allá por los vientos. Son árboles marchitos como en otoño, sin fruto, dos veces muertos y desarraigados. Son fieras olas del mar que arrojan la espuma de sus propias abominaciones. Son estrellas errantes ...” (Judas 12-13). No son de Cristo y sus vidas tampoco reflejan la luz de Cristo, sino son promotores de la Nueva Era y su oscuridad. Segundo, no hay razón para creer que Argüelles y los otros están en lo cierto en sus interpretaciones de la civilización y tradición de los Maya, porque las mejores fuentes para interpretar sus restos y artefactos fueron destruidos por los Españoles y, hoy, nadie los entiende a cabalidad. Además, ni siquiera los intérpretes esotéricos y de la Nueva Era se ponen de acuerdo en cuanto a la fecha exacta cuando ha de ocurrir el desastre final.[48] Tercero, la civilización de los Maya y sus tradiciones espirituales no son fuentes de sabiduría y entendimiento espiritual que nos pueden beneficiar. Sus tradiciones violentas de sacrificio humano y auto-mutilación, y su uso de alucinógenos para inducir estados de trance son formas degradantes del paganismo en su trato del ser humano, los cuales evocan el culto de Moloch y otros dioses de los cananeos.[49] Asimismo la forma despótica y aristocrática de la sociedad y la teocracia no nos ofrece una forma política superior a lo que tenemos. Finalmente, no es probable que Dios hubiera dado una revelación genuina a través de los crueles shamanes y sacerdotes o mediante los intérpretes de la Nueva Era.[50]

La visión cristiana acerca del fin

            Aunque los Maya y sus intérpretes de la Nueva Era conceptúan el tiempo como cíclico, el tiempo bíblico es lineal, moviéndose desde la creación y finalizando con el regreso de Cristo y la creación de un nuevo cielo y tierra. No obstante, los intérpretes del calendario Maya no están equivocados del todo, porque nuestra edad llegará a su fin en el momento menos esperado por la mayoría de la gente, después de un tiempo de gran dolor sobre la tierra, marcado por las guerras, la tiranía, la apostasía en las iglesias, la persecución de los fieles y grandes desastres naturales. Cristo volverá en gloria para juzgar a los vivos y los muertos y culminará con el establecimiento de su Reino. Las advertencias de Cristo y sus apóstoles aparecen en Mateo 24-25, Marcos 13, Lucas 21 y en otros pasajes del Nuevo Testamento.

            Aunque el mundo sufrirá gran dolor antes del regreso de Cristo, habrá gente en la tierra cuando vuelva.[51] Ciertos versos neotestamentarios hacen claro que no desaparecerá toda la humanidad de la faz de la tierra antes de la venida de Cristo. Por ende, no habrá un desastre que destruya todos los seres humanos antes de su regreso. La confesión de fe bautista afirma que Dios el Hijo “volverá con poder y gloria para juzgar al mundo y consumar su misión redentora,” y el Credo Niceno está de acuerdo con que Cristo “regresará otra vez con la gloria a juzgar a los vivos y los muertos.”

            Finalmente, no todas las fechas y especulaciones de cada uno de los grupos religiosos aquí examinados pueden estar en lo cierto, pues se contradicen entre sí en cuanto a los años y meses cuando ocurrirá el fin. Tampoco nos compete a nosotros el predecir, publicar o promover una fecha para el regreso de Cristo, y tampoco nos toca a nosotros tratar de forzar la mano de Dios al planear y poner en marcha nuestro propio Armagedón. Lo que sí podemos hacer es orar y manifestar la actitud de sumisión ejemplificada en la oración modelo del Padre Nuestro: “Venga tu Reino; que sea hecha tu voluntad en la tierra así como en el Cielo.” En parte, esto significa cumplir con la voluntad de Dios al testificar y evangelizar al mundo perdido. Además, significa que podemos siempre confiar en las palabras sagradas de la Biblia acerca del desenlace final del mundo, porque nuestro Señor y Salvador dijo: “El cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras nunca pasarán” (Mr 13:31).

           

 

 

SD el fin 2012?)

 

[1] Ver “No pudieron’: Un análisis de las predicciones astrológicas recientes de Nostradamus, Joseph Lando y Walter Mercado,” Las Doctrinas Sanas y las Sectas Malsanas, III:164, 173-178.

[2] Algunos insisten que el arrebatamiento está “a la  vuelta de la esquina” y puede ocurrir en cualquier momento como enseña Julio E. Ribas, quien advierte a sus televidentes que el anticristo está vivo hoy esperando el rapto. Ver “’Momentos Proféticos’ y las malas interpretaciones de Julio Ribas,” Sana Doctrina, XXV:1 (Enero-feb. 2010), 4-8.

[3] “La segunda venida y los errores según el Hijo del hombre,” DSySM  I:120-124.

[4] Ver “Mahoma, el Corán y la fe islámica,” DSySM, I:237 y otros. Cabe señalar que hoy Maitreya es conocido como el Buda del futuro. Hay quienes han reclamado que ya vino, pero otros lo niegan.

[5] Abu Bakr (632-663), Omar (634-644) y Otmán (644-656).

[6] Franjo Terhart y Janina Schulze, Religiones del Mundo (Bath, RU: Parragon Books Ltd, 2007), 80-81.

[7] Niels C. Nielsen, Jr., et. al., Religions of the World (N.Y.: St. Martin’s Press, 1983), 651.

[8] Nielsen, Jr., et. al., 651-52.

[9] Conocido también con los nombres de Abu’l Qasim Mohamed ibn Hasan  ibn ‘Alí y Mohamed al Mahdi (n. 869 d.C.). en.wikipedia.org\wiki\Muhammad_al-Mahdi

[10] Terhart y Schulze, 80; según el calendario musulmán sería el año 260.

[11] Patrick Cate y C. Wayne Mayhall, “Who are the Shia?” Christian Research Journal (Vol. 32:02, 2009), 12.

[12] Chawkat Moucarry, The Prophet and the Messiah (Downers Grove, IL: IVP Books, 2001), 143, n. 13.

[13] Nielsen, Jr., et. al., 655.

[14] Nielsen, Jr., et. al., 655.

[15] Nielsen, Jr., et. al., 656.

[16] Cate y Mayhall, 18.

[17] John Alden Williams (ed.), Islam (N.Y.: George Braziller, 1961), 228-229.

[18] “Iran prepares people for ‘messiah miracles.’” www.crusade-media.com/news51.html

[19] www.crusade-media.com/news51.html

[20] Cate y Mayhall, 18.

[21] Cate y Mayhall, 17.

[22] “¡El fin del Mundo se Acerca! El Día del Juicio que el Dios Santo traerá será el 21 de mayo del 2011,” un tratado publicado por Family Radio, s.f.

[23] Los Testigos de Jehová se apoyan en el mismo tipo de argumento de que un día es como 1,000 años para sacar la fecha de 1914 para la segunda presencia de Jesús, pero escogen otra fecha como punto de partida. Si el punto de partida es equivocado, también lo será la fecha del final.

[24] Pág. 5-7 del tratado.

[25] El tratado ofrece pruebas adicionales en su página de la Internet.

[26] Tim Martin, “Family Radio/Harold Camping,” (Arlington, TX: Watchman Fellowship, Inc., 2005), Profile pp. 1-2.

[27] Martin, 4.

[28] La película de ficción de “2012” dramatizó la llegada del fin de las grandes civilizaciones. Sólo escapó un grupo pequeño de personas de diversos pueblos y trasfondos culturales. Lograron huir de los grandes desastres de la naturaleza en todo el planeta cuando llegaron finalmente a cierto lugar del lejano Oriente de China.

[29] Yaritza Santiago y Pedro Bosque, “Será inmortal el Jesucristo Hombre,” El Nuevo Día en línea (22 julio 2010).

[30]Una cifra del libro de Apocalipsis escrito por Juan, no por Pablo (Apo 7:4-9 y 14:1, 3).

[31] El mismo comunicado de prensa.

[32] El mismo comunicado de prensa.

[33] “Sentencia de muerte al Vaticano,” El Nuevo Día.com, (23 julio 2010), 1-2. También en El Vocero.

 [34]Ver "Cuidado con la prosperidad y la 'Súperfe,'" DSySM III:33-44.

[35] “Un perfil sectario del Ministerio Internacional Creciendo en Gracia (CEG),” DSySM VI:160-164 y otros artículos en otras ediciones de la misma revista.

[36] Para información sobre la Nueva Era ver “Las enseñanzas de la Nueva Era” DSySM, I:286-292 y “Dios, su creación y la nueva era” I:125-129.

[37] Penn, 10.

[38]Lee Penn, “The Mayan Apocalypse of 2012,” SCP Journal (Vol. 32:4-33:1 2009), 4-21. Penn resume las opiniones de una serie de escritores místicos, ocultistas, fanáticos de los extraterrestres y otros creyentes, y seguidores de los conceptos y prácticas de la Nueva Era, tales como José Argüelles y su libro, The Mayan Factor.

[39] Penn, 5.

[40] Penn, 11.

[41] Penn cita al historiador Charles Gallenkamp, 74-75, 78.

[42] Penn, 12-14.

[43] Penn, 14-15.

[44] Penn, 15. Compara las descripciones con la película Apocalypto.

[45] Penn, 15-16.

[46] Penn, 16.

[47] Penn nombra a José Argüelles, Terence McKenna, Whitley Strieber, Daniel Pinchbeck y otros profetas de “Apocalypse: 2012” (17).

[48] Penn, 17-18. Aunque el astrólogo puertorriqueño Walter Mercado alega que muchos visionarios aseguran que el 2012 será el fin del mundo, no está de acuerdo, pues “Lo que se acaba es la era de Piscis, de las dualidades que hemos vivido y entra la era dorada de Acuario, el 21 de diciembre del 2012, y tenemos que prepararnos para esa nueva era.” (Patricia Vargas, “Walter Mercado coquetea con volver a la actuación,” El Nuevo Día (1 de agosto de 2010), 74.

[49] Penn, 19. Ver en la Sana Doctrina XXV:3 (Mayo-junio, 2010) sobre la destrucción de los cananeos en “Preguntas que hace la gente” (13-15). 

[50] Penn, 19.

[51] Relevantes pasajes incluyen Mt 21:13; 24:39-41; 28:20; Mc 13:13; Lu 18:8; 21:17-29; 21:36; 1 Co 15:51 y 1 Tes 4:15; 4:17.

Sobre Nosotros

Bienvenido a nuestra página oficial. La Sana Doctrina es una revista informativa sobre las sectas y las doctrinas sanas de los Bautistas del Sur.

En Contacto

La Cumbre Calle Jefferson
#616 San Juan, PR 00926

t. 787-789-1040

e. dtmoore98@gmail.com

 

Multimedios

e. pastor.acuadrado@gmail.com

Suscribirse

© 1985 - 2020 La Sana Doctrina. Diseño web por el  Pastor Albert Cuadrado.